Publicado el

Comprometidos con la justicia y transparencia

Salazar García Abogados ha sido reconocida a nivel nacional por ser una Firma Boutique de atención personalizada, visión humanista y con procesos honestos y transparentes. Además, cuenta con un equipo altamente especializado, cuya experiencia en el sector público y privado, le han permitido ofrecer una asesoría integral a sus clientes, tanto de forma preventiva como activa, en la procuración de sus intereses.

Este despacho nació hace ocho años bajo el liderazgo del hoy Socio Fundador, el Licenciado Octavio Salazar García, un joven visionario que, habiendo comenzado a trabajar desde los 16 años, y a pesar de haber recibido una formación con miras al desarrollo de una carrera política, decidió seguir el legado de 4 generaciones, y convertir la abogacía y el servicio en su vocación.

“Contrario a lo que pudiera creerse, empecé con un despacho en casa de mis padres, en un pequeño estudio, con un solo asunto y una sola cliente que confió ciegamente en un estudiante de séptimo semestre de carrera; esa confianza fue un impulso que hoy agradezco infinitamente, ya que cambió el rumbo de mi proyecto de vida. El apoyo de mis padres y del Licenciado Alfonso Quiroz Acosta, quien patrocinó aquellos asuntos hasta mi titulación, fue otro regalo de confianza invaluable, el cual también agradezco y reconozco permanentemente. Al poco tiempo, descubrí que obtenía buenos resultados y que los clientes aumentaban rápidamente como producto de ello; fue entonces cuando comencé a agrupar a profesionales del Derecho que contaban con las credenciales y experiencia adquirida en instituciones públicas y privadas, y que no solo tenían ésta doble visión en ambos sectores conociendo cómo funcionaban los procedimientos desde adentro, sino que compartían conmigo los mismos valores y visión, así comenzamos el equipo”, contó Octavio Salazar.

Hoy, la Firma se ha consolidado gracias a la proactividad de sus miembros, así como un conjunto de valores que le han valido la confianza de sus clientes logrando obtener casos de empresas de gran envergadura, sin que ello signifique dejar de lado otras áreas.

“Comenzamos atendiendo asuntos personales de los dueños de las empresas, de sus socios. Posteriormente, migramos a la representación y asesoría a personas morales. A pesar de que ahora llevemos asuntos para grandes empresas, en distintas materias como civil, mercantil, administrativo, entre otras, no soltamos el área familiar. Para nosotros es un área de servicio y apoyo, sobre todo cuando hay mujeres y niños involucrados. Es un sector en el que nos interesa mucho tener presencia. Siempre decimos a nuestros clientes que, aunque seamos defensores de una de las partes, también lo somos de los niños, porque dentro de éste tipo de conflictos, los pequeños se quedan en medio y alguien tiene que preocuparse por ellos”, señala el abogado.

Una de las principales fortalezas de la Firma es su perspectiva joven, actualizada y sensible a los retos que los procesos judiciales requieren, convirtiéndolo en un gran diferenciador.

“En adición a la alta y especializada preparación académica con la que contamos en el equipo, el cual se encuentra integrado por abogados de gran trayectoria, no tenemos miedo de ensuciarnos los zapatos, vamos a los Tribunales, hablamos con todas las personas. Todos aquí participamos por igual, y vivimos empapados del feeling de los Tribunales o de las instituciones entre las que trabajamos”, apunta el abogado Salazar García, quien cuenta con estudios de especialidad y maestría en Derecho Civil y Derecho de Empresa.

Rigiéndose bajo los principios de honestidad y transparencia, Salazar García Abogados ha roto con los estereotipos que durante años han marcado negativamente a este gremio. “En ocho años hemos procurado intereses que siempre han sido legítimos, nunca hemos defendido una causa que no sea justa. Hasta el día de hoy, no hemos llevado un solo asunto de una persona que sepamos que tiene algún antecedente de haber violado la justicia, nunca hemos llevado algún asunto de alguna temática turbia”, enfatizó.

Desde sus inicios, Salazar García, Abogados se ha preocupado por mantener un estrecho vínculo con sus representados en aras de conciliar las mejores estrategias en la resolución de sus casos, incluso con la llegada de las nuevas tecnologías, ha logrado eficientar y simplificar los proceso de comunicación. Cada abogado integrante de la Firma, debe conocer con toda exactitud el estado que guardan los asuntos a su cargo, y tener una comunicación permanente, constante y personalizada con el cliente. “Somos una Firma en constante actualización. En el último año, hubo grandes cambios en el área de litigio y en los Tribunales, pero también en los modelos de negocio. Tenemos que tener pleno conocimiento del contexto nacional e internacional, del desarrollo jurídico y político de nuestro país, del mercado y la economía, del comportamiento de las bolsas, etc. para asesorar a los clientes. El manejo de la información, la eficiencia y la inmediatez es importantísima para una toma correcta de decisiones.”, señaló.

No obstante, reconoce que su incorporación al ámbito virtual ha sido de forma cautelosa, que puede jugarles en contra y ver afectados los intereses de sus clientes. Es por ello, que buscan proveer la mayor certeza posible a sus clientes.

Un hecho que sin duda ha marcado un antes y después en cada sector del país ha sido la crisis sanitaria por COVID-19 sin embargo, Salazar García Abogados ha logrado superar con éxito este momento.

“Durante esta pandemia, el gremio y el foro jurídico se vio muy perjudicado. Sin embargo, nosotros salimos sumamente fortalecidos, porque aprovechamos el tiempo para adentrarnos a este contexto digital y tecnológico. Afortunadamente, la confianza de nuestros clientes se ha mantenido con nosotros dados los resultados que hemos brindado, y nos han hecho parte de sus propias transformaciones. Terminamos muy fortalecidos, con un equipo más especializado, unido y que conforma un engranaje que funciona con exactitud y precisión”, concluye Octavio Salazar García.