Publicado el Deja un comentario

¿Qué hace tan singular a la Ley Mexicana de Cielos Oscuros?

Platicamos con Tania Arguijo y Zeus Valtierra para conocer qué hay detrás de la creación de la primer ley federal para proteger los cielos en el mundo.

Es una grata alegría saber que a poco más de un mes de la conmemoración de la semana del cielo oscuro (del 22 al 30 de abril), el tema se mantiene constante y relevante en diversos espacios y desde diferentes ángulos. En aquellos días tuve la oportunidad de asistir a una plática de la astrónoma Tania Arguijo quien fue una de las principales promotoras para la creación la Ley de los Cielos Oscuros en México. Fue así que no quise perder la oportunidad de contactar con ella para charlar sobre más detalles al respecto ahora en compañía de otro importante promotor del tema, el físico Zeus Valtierra.

Para comenzar, nos gustaría saber qué los motivó a tomar la iniciativa frente al problema de la contaminación lumínica.

Tania: Hay que remontarnos al pasado cuando el observatorio astronómico nacional estaba en la Ciudad de México (el que ahora se ubica en San Pedro Mártir). Se encontraba primero en Palacio Nacional, con los años se cambió al castillo de Chapultepec, luego en Tacubaya, Tonantzintla y finalmente en Ensenada, Baja California. Todos estos cambios se hicieron precisamente porque la mancha lumínica se iba expandiendo.

¿Qué nos motiva? Es a todo un grupo, un movimiento que ya tiene tiempo. En su momento fue el instituto de astronomía por parte de la UNAM, ellos fueron los primeros que se encargaron de tocar puertas con los tomadores de decisiones, precisamente para abordar el tema de que la mancha no siguiera creciendo porque se dieron cuenta que, aunque San Pedro Mártir se encontraba lejos y en lo alto, ya comenzaba a percibirse la luz artificial a lo lejos. Entonces tarde o temprano los iba a alcanzar y antes de que eso sucediera se pusieron las pilas porque no era como al principio con un solo observatorio, son varios equipos de mucha inversión.

Así que tocaron la puerta, les abrieron pero la administración no es eterna, es volver a empezar y tocar una nueva puerta cada 3 años, normalmente estas actividades eran muy locales. Fue hasta el 2016 que se organizó un foro a nivel nacional organizado no por la UNAM sino por la UNESCO para proteger los cielos a nivel local, estatal y federal. Esto coincidió con que soy astrónoma, estoy en la cámara de diputados y soy allegada a todos los investigadores.

Entonces todo se confabuló, como funcionaria pública fui la única que asistió en ese momento y básicamente en los 3 días que duró el foro, se discutieron varios tema con el objetivo de llegar a políticas públicas que pudieran marcar el camino de una ley más estructurada. En el evento me acompañó Zeus Valtierra, estaba el doctor José Franco, ambientalistas, gente del IPN, la UNAM, INAOE y de IRyA. Es decir, era un tema que trascendía ya ni siquiera en lo astronómico, ya pasaba a un tema ambiental y te dabas cuenta que incluso trascendía hacia lo económico, incluso a la salud.

Al escuchar a los expertos sobre cómo afectaba la contaminación en todos estos rubros es como precisamente nos motivó a meternos a este movimiento y ser la voz en la Cámara de Diputados.

Y qué hay de la comunicación con otros países ¿Qué tan complejo ha sido tratar con ellos, por ejemplo con las ciudades de la frontera cercanas al observatorio?

Zeus: En realidad si es un problema importante, se debe trabajar con otros países. En este foro nos decían los científicos italianos que toda Europa es una gran candela, que podían trabajar en su país pero tenían que hacerlo a una escala más grande para que realmente funcionara.

En el caso de la sierra de San Pedro Mártir, pues del otro lado se encuentra Estados Unidos y su contaminación es importante pero no podemos legislarla. También en Sonora hay grandes mineras que producen mucha contaminación lumínica y se tiene que trabajar de otra forma por eso la importancia de una ley. Y a mayor escala está la International Dark-Sky Association que trata de conjuntar todos los esfuerzos para que sea de manera global.

Sabemos que fue toda una odisea burocrática para persuadir a la Cámara sobre avanzar con esta ley, así que optaron por otra ruta de convencimiento, cuéntenos un poco más.

Tania: Definitivamente, después de una larga batalla concluimos que pegarle por el lado astronómico no funcionaba y tiene sentido porque no se dedican a eso. La gente afuera espera ver resultados en lo social, quieres modificar una ley pero cómo me va a beneficiar o perjudicar a la población. Tuvimos que buscar alternativas y de esta forma se avanzó cuando tocamos el tema del ahorro económico con el cambio de vapor de sodio a LED y en el de salud, ya que son temas que impactan de manera directa en la sociedad.

En la ciudad de México si fue notorio este cambio con la actualización de luminarias pero la temperatura es muy blanca y al final sigue afectando el cielo. ¿Hay algún paso a seguir en este tema?

Zeus: Justo ese el siguiente paso, que el LED sea más cálido inferior a 5000 K y que se apantallen las luminarias con una capucha para que la luz se dirija hacia abajo. Esto se presentará en un manual de operaciones que la Secretaría de Energía junto con Semarnat y la Oficina del Cielo de la UNAM están trabajando. Porque ya tenemos esta ley, ahora hay que establecer las reglas, es un camino muy largo y en la ciudad de México ya se está cambiando,

Hay un periodo de 10 años que se dio para que se puedan actualizar las luminarias y esperemos que esté listo ese manual antes de que se cumpla el plazo porque es entendible que no pueden llegar y decir que quiten todo, porque hay contratos de los municipios y por eso también se da ese tiempo.

Tania: La idea es que se haga oficial lo antes posible, es darle tiempo a Semarnat y Sener para que emitan la norma de manera formal y se publique en el Diario Oficial de la Federación para que los gobiernos y empresas acaten las nuevas normas.

Eso será interesante, ver cómo van a reaccionar las empresas…

Tania: Claro, como cualquier negocio hay oferta y demanda. Algunos compran luminarias obsoletas porque son baratas, entonces con un par de luminarias LED se compran 10 de vapor.

Aquí el tema es la inversión inicial, sí hay quienes han dado el paso… lo han dado incorrecto porque la luz blanca no es la ideal, pero ya es algo y está el otro lado, que el municipio no tiene dinero pero tienen que alumbrar y se compran lo barato. Entonces si, va a haber una reacción por parte de las empresas cuando vean la nueva norma.

Hay un proyecto de alumbrado público en Bernal en el estado de Querétaro como ejemplo de una iluminación que busca cumplir con esta ley.

Tania: Justamente acabo de regresar de Querétaro y trataron ese tema. Y platicando con el dueño de un hotel en Bernal me dijo «Tania, estamos hablando mucho de la ley», realmente Bernal está empujando para que se cumpla, quiere ser el primer municipio en tener todas sus luminarias LED redirigidas y con temperaturas adecuadas y nosotros pues más que contentos.

Respecto al manual, ¿ustedes están involucrados o es solo de las secretarías?

Tania: Es un trabajo en conjunto con la sociedad civil para que hagan sus observaciones, peticiones y comentarios. Es el comité técnico recoge todo para elaborar la nueva norma. Apenas se va sacar la convocatoria para invitar a la sociedad con sus aportaciones.

Para ir cerrando, a ustedes ¿Qué les gustaría que le dieran prioridad en este manual?

Tania: La redireccion, al final ellos van a comprar la luminaria que gusten pero si la redirigen será de gran ayuda. Claro, lo ideal es que se haga todo el cambio pero yo creo que votaríamos por la redirección hacia abajo, eso será una ganancia monumental.

Zeus: Y ese es otro problema, hay empresas que ya venden la luminaria con la pantalla pero duplica el precio, eso puede complicar que los municipios acepten el cambio. Hay soluciones muy a la mexicana que es ponerle algunas láminas, por ejemplo en Mexicali se usaban botes de leche en las casas y ya con eso ayudaban mucho… será complicado, pero se tiene que conjuntar toda la sociedad civil.

¿Algo mas que quieran agregar?

Tania: Que México es el primer país con una ley nacional. Todavía queda un largo camino pero ya tenemos el primer paso que ningún país en el mundo lo ha hecho, ni siquiera Chile. Lo tienen local como lo teníamos en un inicio en Baja California, la idea es hacerlo para todo el país y hacer que se respete.

Zeus: Tania esta siendo humilde, ella también está apoyando a Chile para que puedan tener una legislatura de esta envergadura. Hay mucho trabajo que hacer, lo que siempre decimos es si no ocupas una luz, apágala. La contaminación lumínica es el tipo de contaminación más fácil de erradicar simplemente apagando una luz. Entonces apaguen una luz y enciendan una estrella.

Su entusiasmo es contagioso y me encanta, los primeros grandes pasos ya se dieron y cada vez hay más personas involucradas desde diferentes especialidades. Decía el poema de Jaime Sabines que para hacer funcionar las estrellas era necesario apretar el botón azul… ya lo dijo Zeus, a estas alturas para hacerlas funcionar será necesario que entre todos se apriete el botón apagar.

FUENTE: iluminet
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.