Publicado el

Transformando la dinámica legal

Con siete décadas de trayectoria, desde su fundación por parte del Lic. Pedro del Villar Arcaráz (†), Bufete del Villar refrenda su prestigio en las áreas de civil, mercantil, corporativo y de litigio.

De manera adicional, ante la evolución que genera el surgimiento de nuevas tecnologías y la innovación en la manera de hacer negocios que se ha presentado en todas las industrias, este Despacho es dinámico y se mantiene a la vanguardia para adaptarse a los tiempos modernos, ampliando sus áreas de oportunidad y renovando su forma de trabajar.

Tradicionalmente, el Despacho se ha encargado de representar a clientes nacionales y extranjeros, conduciéndose con honestidad, lealtad, responsabilidad y respeto, que son sus principales valores, lo que le ha valido el prestigio y confianza tanto de personas físicas como morales, llegando a consolidarse en las áreas de Telecomunicaciones y Tecnologías de la información, Derecho Migratorio, Inversión Extranjera y Propiedad Intelectual.

Aún con todo el éxito acumulado, la actividad de la Firma no se limita a las grandes transacciones y negocios; parte del legado de su Fundador es la responsabilidad con la sociedad por lo que, de manera selecta, atienden casos no remunerados de manera prudente, con el mismo empeño, dedicación e integridad que ponen en sus demás asuntos.

El avance tecnológico se aceleró a causa del COVID-19, por lo que los despachos tuvieron que adaptarse a la realidad: por un lado, los juzgados y tribunales permanecieron cerrados, por lo que la reanudación de actividades se ha llevado a cabo mediante plataformas de trabajo; por otro lado, surgió un caos en todos los ámbitos comerciales entre proveedores, arrendadores y consumidores. La tendencia es servir a los clientes en todos los aspectos de sus negocios ante los probables casos de incumplimiento, temas concursales y empresas que infortunadamente tal vez tengan que cerrar, etc.

“Aún en la pandemia el Despacho no detuvo sus operaciones ni un segundo, no obstante que el área de Litigio se vio en la necesidad de no acudir a tribunales, todos los abogados de la misma se siguieron preparando, adaptándose a las nuevas necesidades, los nuevos protocolos de los tribunales, las nuevas implementaciones tecnológicas, las firmas electrónicas, las presentaciones de demanda vía cita y nuestras otras áreas del Despacho continuaron estudiando y atendiendo e interactuando con nuestros clientes y autoridades de manera remota” nos indica el Lic. Luis Gerardo Blanco del Villar.

Y concluye: “Ante los retos que hemos enfrentado a causa de la pandemia, el Despacho ha buscado conservar la calidad de sus servicios, pues sabemos que las ideas, el patrimonio, las relaciones familiares y los negocios de nuestros clientes son fundamentales, por lo que hay que seguirlos protegiendo y apoyando. Estamos conscientes de que los negocios no esperan y nos hemos esforzado por continuar siendo eficientes a pesar de las circunstancias que todos estamos enfrentando”.